SHANGHAI – La París del este – China

SHANGHAI – La París del este – China

Ciudad de negocios, ya que es el puerto comerciales más grandes del mundo por volumen de mercancías, es el principal motor de su economía. La ciudad es ultra moderna, la otra cara de la moneda de Pekín. Es una de las ciudades con más habitantes del mundo, con más de 20 millones de habitantes.

Clima: Claramente subtropical, y la temperatura anual es templada. una  de las principales características de la ciudad es que vive sumergida en la niebla espesa.

Existen 2 estaciones diferenciadas, la húmeda y la seca:

  • La estación seca va desde noviembre hasta marzo. En los meses de verano se pueden alcanzar temperaturas de hasta 32ºC, con gran humedad.
  • La estación húmeda va desde abril hasta octubre, y las precipitaciones son muy importantes con riesgo a sufrir tifones.

Un poco de historia:

En sus orígenes como aldea fue evolucionando poco a poco, en sus inicios se dedicada a la pesca, la sal y el algodón. Su ubicación estratégica la hicieron perfecta para el comercio. Con los Británicos, su apertura al mundo fue exponencial, convirtiéndose en 1932, como una de las ciudades más grandes del mundo. Shanghai cayó bajo la influencia Francesa, Inglesa y Estado Unidense en 1937. Durante ese mismo año cayó en manos de Japón que invadió China hasta 1945, debido al fin de la II guerra mundial.

En 1949 la Revolución China se hizo con el poder, y al poco tiempo recuperó su importancia hasta hoy.

Qué ver:

Bund: Con gran influencia Francesa se creo una de las zonas más fotografiadas de la ciudad, el Bund. En esta zona puedes encontrar lo que era la antigua aduana, monumento a los caídos en Shanghai en la guerra del opio y la embajada Española entre otros edificios. Zona evidentemente muy señorial. Es la gran avenida de la ciudad y el lugar más visitado por los turistas.

Cómo llegar:

  • Bus: líneas 33, 37, 55, 65, 123, 305, 307, 576, 910, 912 y 928.
  • Metro: East Nanjing Road, líneas 2 y 10.

Pudong, zona financiera: Del otro lado del río nos encontramos con la zona financiera y con uno de los edificios icono de la ciudad,  la Torre Perla Oriental, acompañada de los rascacielos Shanghai World Financial Center, el Jin Mao y el Shanghai Tower.

Cómo llegar:

Ferry: Desde el Bund.

Metro: Lujiazui, línea 2.

 

Mercado de Yuyuan: Mercado de estilo tradicional Chino, repleto de tiendas y callecitas estrechas. Este lugar está pensado para el turista, está repleto de souvenirs, restaurantes, cafeterías, puestos de comida…  Ideal para pasear y perderte entre sus calles. Se recomienda ir temprano por la mañana, ya que se llena con facilidad.

Fandang Road, está especializada en productos artesanales como tallas, vasijas…


Cómo llegar: 

Bus: líneas 11, 26, 64, 730, 736, 801, 929, 932, 945 y 969.

Metro: Yuyuan Garden, línea 10.

Precio: 5€.

 

 

 

 

Templo del dios de la Ciudad:  Este templo uno de los más visitados de Shanghái. Está situado en el casco antiguo junto al Jardín Yuyuan. Este templo está dedicado a los dioses de la ciudad. Tras su éxito, los comerciantes vieron el filón y empezaron a situarse al rededor, hasta el día de hoy.

Pearl Tower: Torre de 468 metros de altura y la segunda torre de televisión y radio más alta del país, construida en 1995.

Precio:

  • Esfera superior + Museo historial municipal + Crucero por el río  Huangpu – 30€.
  • Módulo Espacial: Esfera superior + esfera inferior + Museo de Historia Municipal – 28€.
  • Esfera superior + esfera inferior +  Museo de Historia Municipal – 20€
  • Entrada al Museo de Historia de Shanghai: 5€.

Horario: De 08:30 – 21:30

Cómo llegar:

Bus: Coge una de estas lineas 81, 313, 583, 791, 939, 961, 985, 993, 82, 313, 314, 939, 85, 774, 779, 798, 799, 870, 971, 992.

Metro: Lujiazui, linea 2.

Como moverse por Shanghai:

Transporte público: La ciudad es enorme y los atascos son interminables. Así que olvídate de viajar en bus, debido a que se peta de gente, es muy lento y que todo está escrito en Mandarín.
La mejor opción es el metro, económico y rápido. La Administración de Transporte Público Municipal de Shanghai se encarga de la red de transporte público. funciona de 5AM a 11PM.  Dispone de 11 líneas y 40 km de extensión. El coste del billete varía de los 3  hasta los 10 yuanes. (de 0,35 cent a 1,2€). Los billetes se compran en las máquinas automáticas.

 

Taxis: Por lo general son fiables y económicos. En general todos tiene taxímetro. La carrera comienza a partir de 10 yuanes (1,20 €). Los 2 primeros KM cuestan aprox 2 yuanes (0,20Cent). El precio por la noche de 11pm a 5am  varía a 13 yuanes, justo en el horario que el metro está cerrado. Si tu intención es moverte con este transporte, tómatelo con calma, habrán atascos y la mayoría de taxistas no hablan inglés, por lo que conviene llevar la dirección escrita en Mandarín.

 

Importante: Desaconsejo totalmente el manejo de cualquier vehículo por la ciudad, ya que suele ser un caos organizado, pero para el extranjero puede ser un suplicio. Ir en bicicleta por la ciudad, es lo más inseguro, principalmente por la polución y otra por estar tan expuesto a los coches y buses.

Cómo llegar a Shanghai:

Por lo general la costa China está super bien conectada, hay diferentes opciones recomendables.

Tren: La más económica es la de viajar en tren, pero los boletos se acaban con mucha facilidad y hay que reservar con tiempo. Recomiendo comprar online en las siguientes páginas.

Bus-cama: La opción más barata es la de viajar en bus. Si vienes desde Pekín, es un viaje de entre 12 a 14h con 3 paradas, una de ellas para comer. Hay múltiples compañías, por lo que el precio varía y mucho. Conviene comparar.

Coste del billete: 20 €.

Avión: La opción más cómoda y rápida, pero algo más cara obviamente. Si reservas con tiempo y y eres flexible, seguramente encuentres un chollo. Pero por lo general tiene salidas regulares y económicas. Se pueden encontrar un billete desde Europa a precio low cost con meses de antelación. Los vuelos nacionales son una muy buena opción, pero conviene ser previsor y comprar los billetes con antelación, ya que suelen ser caros con menos de dos semanas de antelación al viaje.

Dónde dormir: Depende del grado de comodidad que busques, siempre hay mil opciones, ya que es ciudad de negocios por excelencia. Las zonas céntricas como las anteriormente mencionadas en “Qué ver”, tienen una categoría de los hoteles bastante elevada, pero si se buscan las mejores vistas, no dudes en reservar habitación (no apto para tod@s los bolsillos).

Nanjing Road, Xintiandi y HuaiHai Road son zonas más o menos céntricas y animadas. El hospedaje suele ser más económico. Pero si no te importa irte de hostels, os recomiendo Los International Youth Hostel (YHA China) suelen ser bastante más económicos que el resto de opciones, sobre todo si reserva por internet o te haces el carnet de Hostelling International, con validez por un año y descuento de 1 Euro por día de alojamiento.

 

A tener en cuenta: Si buscáis hacer shopping es la ciudad ideal. Si en cambio se busca algo más cultural puede decepcionar un poco. El centro histórico ha quedado reducido a un parque temático con tiendas de marcas internacionales…

La gente local se muestra extrovertida y curiosa, hasta el punto, en que iba solo y dos chicas locales me invitaron a tomar té de la manera tradicional. No puedes perderte pasear por el centro y no fotografiar durante la noche, la ciudad se pone coqueta y deslumbrante. La imagen de los Chin@s que tenemos en Europa, no se corresponde con la realidad en su país. Me parecieron muy tiernos, sociables y bromistas.

 

Si tienes preguntas o quieres comentar ru experiencia, !hazlo!

!Te lo agradeceré!

Y gracias por leerme.

Mr Nomads

No Comments

Post A Comment

Privacy Policy Settings